Posiciones en futbol americano: corner o esquinero

Corner y receptor en entrenamiento de los Bengalíes

Corner y receptor en entrenamiento de los Bengalíes

Los cornerbacks o esquineros —también llamados simplemente “corners”— son parte de la defensiva secundaría de un equipo de futbol americano y su función principal es hacer cobertura de pase, aunque en situaciones de acarreo también son requeridos con frecuencia.

Las virtudes de un buen corner incluyen: poder evitar los bloqueos de los jugadores ofensivos, y tener una combinación de velocidad y técnica, para hacer cobertura personal a los alas abiertas.

Los corners deben ser jugadores veloces, ágiles y con buena capacidad de reacción y cambio de dirección. Deben ser versátiles, ya que en un juego cualquiera de futbol americano, se les puede exigir cubrir pases en la zona larga del campo, haciendo las veces de safety, o también se les puede pedir cubrir los pases en la zona corta y reaccionar rápidamente para impedir los acarreos que vienen del centro del campo hacia la banda: algo similar a lo que hace un linebacker. En este último caso (cobertura de zona), se vuelve importante que quienes  juegan esta posición sepan leer al quarterback y, a través de esa lectura, anticipar su reacción moviéndose en la dirección a la que será lanzado el pase.

En algunos equipos de futbol americano, los corners también son enviados a disparar (penetrar la línea de golpeo en busca de derribar al quarterback o al que acarrea el balón), aunque no es tan frecuente puesto que, por lo general, los jugadores en esa posición se encuentran alejados del balón.

ESPN nos hace notar las características que debe tener un cornerback al realizar un análisis de Jayron Hosley, un esquinero de Virginia Tech que fue líder interceptor de la NCAA en el 2010.

Como podemos ver en el video, Hosley tiene una gran capacidad para cambiar de dirección, lo que le permite hacer una jugada sobre un pase lanzado a 80 kilómetros por hora, a una distancia de 24 yardas, incluso si Hosley está posicionado a seis yardas del receptor al que va dirigido el balón y su inercia va en dirección contraria a la dirección del pase.

Otro punto importante a notar en el video es la estatura del jugador. Hosley es más bajo que el promedio de receptores abiertos, lo que podría ser una desventaja para él cuando los pases son lanzados más arriba de lo normal, sin embargo, este jugador tiene brazos muy largos y un salto poderoso, lo que le permite cubrir los pases dirigidos a receptores mucho más altos que él.

Imagen vía Flickr por el usuario Navin75CC-BY 2.0, sin modificaciones.

Acerca de EduardoSH

Eduardo es ingeniero industrial y de sistemas, fue jugador de futbol americano en diferentes equipos en Guadalajara y Sonora, además de que ha sido entrenador desde hace un par de años.

Desde 2009, Eduardo se dedica profesionalmente al blogging y ha participado en diferentes publicaciones tratando diferentes temas. Yarda35 ha sido la oportunidad para él, de reunir dos de sus pasiones: la escritura y el futbol americano.

Encuentra a Eduardo en Facebook.

Deja un comentario